Comienza la cuesta regresiva para WrestleMania y Raw lo inauguró con dos luchas titulares y pagando las consecuencias de todo lo vivido ayer en Royal Rumble.
En un ambiente nostálgico, generado por el regreso de superestrellas y peleas que eran comunes hace una década, se vivieron traiciones y reencuentros que -con suerte- marcarán la cartelera del evento máximo en la lucha libre.
Edge aún no decide el título que más le interese para WrestleMania. Mientras tanto, el campeón de Raw estará ocupado lidiando con la traición de Sheamus, después que el irlandés lo atacara tan pronto como comenzó la noche. Por otro lado, equipos como Hurt Business y Retribution podrían desmoronarse pronto, mientras nuevas alianzas se están formando en la división femenina.
Esto y más se vivió en Raw.

The Hurt Business defiende los campeonatos en pareja y de los Estados Unidos
La semana pasada Riddle ganó una oportunidad por una lucha titular contra Bobby Lashley tras ganarle a The Hurt Business en un combate de gauntlet.
Después de verse las caras durante la batalla real parecía que hoy tendríamos una pelea clásica, pero ni bien habían pasado 5 minutos de lucha el campeón ya estaba siendo descalificado. Es obvio que esta rivalidad no terminará aquí, y Riddle será campeón de los Estados Unidos tarde o temprano.


La otra parte del equipo de MVP también tuvo una pelea titular contra Lucha House Party; y este combate fue todo a lo contrario a lo vivido con Lashley y Riddle. Cedric Alexander y Shelton Benjamin dejaron -momentáneamente- sus diferencias tuvieron una gran lucha contra Gran Metalik y Lince Dorado.
En la pelea no faltó la pésima actitud de Alexander, pero esta vez no les costó la victoria y -peor aún- los títulos. A pesar de esto, hay que tener claro que The Hurt Business también tendrá su fin próximamente. Ya llevan varias semanas dando pistas de esto con las actitudes de Cedric Alexander con todo el grupo, y esta noche se vió un descontento por parte del campeón de los Estados Unidos.

Retribution sigue ocupado perdiendo contra New Day
Una noche más de Raw y una semana más donde Mustafa Ali y Retribution sigue fracasando. Parece que lo dire cada vez que este nuevo grupo este en el ring, pero la idea de que ellos fueran la versión de esta era de NWO Y SHIELD no funciona nada.
Una vez más Ali se enfrentó a Xavier Woods, quien estuvo acompañado por Kofi Kingston mientras Retribution tuvo pocos refuerzos después de que algunos de ellos dieran positivo a COVID-19. Y -como ocurrió la semana pasada- Mustafa y compañía intentaron hacer trampa, pero esta vez no funcionó y New Day se llevó la victoria.
Así como le está pasando a Hurt Business, Retribution podría sufrir el mismo destino. Mustafa Ali cada vez demuestra ser un pésimo líder y los subordinados enmascarados no tardarán en romper el grupo. Por otro lado -olvidándonos del kayfabe- Retribution no está funcionando y sería más entretenido ver a Slapjack y compañía peleando contra Ali.

Bad Bunny y Damien Priest debutan Miz TV
De lo mejor que pudo pasar en Royal Rumble fue ver a Bad Bunny atacar a Miz y Morrison desde la tercera cuerda después de que destruyeran el set que usó cuando actuó con Booker T. Los invitados especiales no son raros en WWE, hemos visto a Colin Jost y Michael Che en WrestleMania, el cast de Jackass y Jersey Shore, y ahora fue el turno de Bad Bunny.
Por otro lado, después de una gran participación en Royal Rumble era justo que Damian Priest tuviera su debut formal en el roster principal. Su primera lucha en Raw fue contra Miz y salió victorioso de ella -lo cual no fue sorpresa.

Lana y Naomi tendrán un combate titular por los campeonatos en pareja
Uno de los regalos que nos dio Royal Rumble fue el regreso de Naomi después de ausentarse por un año entero, y otro comeback -que tuvo reacciones encontradas- fue Lana. Juntas decidieron formar un equipo y entrar en la lucha de relevos de Triple Amenaza para poder enfrentarse a las nuevas campeonas. Y en las otras dos esquinas estuvieron Dana Brooke y Mandy Rose, y Asuka y Charlotte Flair -que buscan recuperar los cinturones.
Estas últimas dos parejas ya son conocidas por el universo. Antes de cerrar el año ya habían tenido múltiples luchas de relevos y nos familiarizaron con su dinámica. Antes de ausentarse, Lana ya estaba ganando confianza en el ring y si no se hubiera ido sería más creíble verla vencer en una contienda con esta estipulación. Su ventaja fue que tiene a Naomi como pareja, ella lleva mucho tiempo en WWE y ya podríamos considerarla como veterana.
Como ha ocurrido en la últimas luchas de Charlotte, el combate fue interrumpido por el Nature Boy y Lacey Evans. Ya lo había mencionado, pero que ella y Asuka perdieran los títulos ayudará para que la ex campeona pueda sumergirse bien en esta storyline tan incómoda.
En cuanto a Dana Brooke y Mandy Rose, me gustaría pensar que tendrán más oportunidades para combates titulares.

Carlito regresa para pelear contra Elias
El roster actual de Raw cada vez se está pareciendo más al que veíamos hace once años. El nuevo -o viejo- en unirse a los luchadores clásicos fue Carlito, quién regresó durante la batalla real de anoche, y esta vez se unió a Jeff Hardy para una pelea de relevos contra Elias y Jaxson Ryker.
Aún no se define bien que pasará con el recién regresado, pero según PWInsider Carlito podría convertirse en productor y manager. Esto mismo le ocurrió a MVP el año pasado tras regresar en Royal Rumble y ahora lo vemos con The Hurt Business cada semana.
Seguramente no lo veremos pelear tanto como quisiéramos. Mientras tanto debemos disfrutar los pocos combates que agende, como ocurrió hoy en su lucha de relevos con Hardy, Elias y Ryker, y su participación en la batalla real. Si algo nos puede dar esperanza es que tanto en Royal Rumble, como en Raw, Carlito se peleó como lo hacía hace once años. Además hizo buena pareja con Hardy y consiguieron una victoria.

Alexa Bliss y Nikki Cross se enfrentan
¡Por fin! Después de mucho tiempo, al fin pudimos ver la continuación de la historia entre Nikki Cross y Alexa Bliss.
Después de que quedaran en pausa los esfuerzos de Nikki para recuperar a su amiga, vimos a Bliss ser quemada viva, lanzar llamas al rostro de Randy Orton, y tener combate titulares contra Asuka. Ahora que Cross regresó, ya pudo ser testigo de la rapidez de Alexa para cambiarse de ropa cada que es poseída dentro del ring.
(Honestamente, el día que todo regrese a la normalidad en WWE lo que más voy a extrañar será toda la producción detrás de Bliss y The Fiend.)
Nikki, a diferencia de Asuka, intentó que los cambios de personalidad de su rival la distrajeran, pero eso no fue suficiente y Alexa terminó matándola del susto y llevándose la victoria. Lo importante no son las veces que alguien vence a la amiguita de Bray Wyatt, lo que todos necesitamos ver es como van a exorcizar a Alexa.

Edge y Randy Orton vuelven a pelear
Como sucedió con la lucha de Jeff Hardy y Carlito, el combate entre Randy Orton y Edge dieron vibras nostálgicas.
Al ver la pelea también rondaba el temor de que el Rated R Superstar volviera a lastimarse y no pudiera llegar a WrestleMania como todos queremos. No sería la primera vez que Edge resulte lastimado en una lucha contra Orton, pero -afortunadamente- ninguno de los dos se lastimó.
Si algo se esperaba era que el combate tuviera la calidad de una lucha estelar, pero ambos estuvieron cansados. No podríamos esperar más, después de la participación de ambos en la batalla real.
La presencia perturbadora de Alexa Bliss tampoco fue sorpresa. Verla a ella escupir sangre fue distracción suficiente para Orton -y nosotros- para que Edge pudiera ganar el combate.

Un comentario en «RAW: Carlito regresa a la marca roja»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.