Esta semana Raw tuvo a muchos invitados presentes. Bianca Belair y Edge siguen haciendo presencia en la marca roja, pero siguen sin decidir a quién se enfrentará cada quién en WrestleMania. Mientras tanto Asuka y Drew McIntyre ya tienen a posibles retadores en la mira a los que enfrentarán en el próximo PPV.
Hablando de eso, Shane McMahon estuvo de visita y junto a Adam Pearce anunciaron a los cinco luchadores que estarán en Elimination Chamber junto al campeón de WWE. Además se confirmó que Lacey Evans buscará arrebatarle el título a la campeona en una lucha sin estipulaciones durante el mismo evento. Quién también defenderá su título es Bobby Lashley fue en una lucha entre Riddle y Keith Lee donde se decidió quién será el retador, antes de que las actitudes del campeón convirtieran el combate titular en uno de triple amenaza.
Esto y más se vivió en R A W.

*Si quieren ponerse al corriente con todo lo que pasó la semana pasada pueden hacer aquí.

Jeff Hardy y AJ Styles se enfrentan
Tras la noticia de que ambos participarán en Elimination Chamber se decidió que ellos abrirían la noche con un combate sencillo, pero clásico para los que han seguido a ambos luchadores en sus carreras dentro y fuera de WWE.
Si bien la lucha estuvo llena de movimientos clásicos entre los dos, Jeff Hardy batalló con el cansancio y una posible lesión en la rodilla que le dará problemas en Elimination Chamber. Mientras AJ Styles se vió energético y excelente como siempre, fue doloroso ver a su rival no estar a la altura.

New Day sigue venciendo a Retribution, Mustafa Ali no puede callarse
Kofi Kingston ya regresó al ring y su primera lucha fue de relevos contra dos de los subordinados de Retribution. Slapjack y T-Bar fueron los elegidos por su líder supremo Mustafa Ali y, hay que decirlo, dieron mejor espectáculo que su jefe la semana pasada.
Si bien el marcador sigue estando a favor de New Day, Retribution hizo mejor trabajo esta noche -aunque los comentarios de Mustafa no dejaban de distraernos. El líder estuvo en la mesa de transmisión durante todo el combate y nunca paró de hablar. Podemos resumir todo lo que dijo en: New Day son marionetas y payasos corporativos y WWE es una compañía corrupta y codiciosa. Y aunque no dijo mentiras y expresó lo que todos pensamos, no dejó de ser extremadamente molesto que la atención se la hayan dado a él en lugar de quienes representaron a Retribution dentro del ring.

Lacey Evans y Ric Flair siguen molestando a Charlotte
Lacey Evans no sólo quiere el corazón de Ric Flair, también busca el campeonato femenino de Raw. Todo esto lo dijo en un mini promo previo a su lucha contra Charlotte Flair, quién llegó muy enojada con su papá después de varias semanas de combates que ha interferido para favorecer a Evans.
Durante la pelea vimos a Charlotte luchar como siempre: excelente. La que dió la sorpresa fue su rival, ya que la hemos visto pelear muy poco. Si la historia continua y le dan su oportunidad de tener una lucha titular será interesante ver como se enfrenta a Asuka. Ella ya dejó claro que su relación con Ric Flair también es para aprender y crecer en el ring y si el Nature Boy está involucrado entonces la cosa es seria.
Pase lo que pase, Charlotte y Lacey dieron y darán buenos combates. La lucha de esta noche terminó en descalificación, pero cada momento de la pelea valió la pena. Obviamente -para ser la primera lucha oficial- hubo momentos donde Charlotte se impuso sobre su rival y dominó casi en su totalidad, solo será cuestión de que Evans siga bajo la tutela de Ric para que se vuelva una amenaza.

Damian Priest y Bad Bunny tienen otra semana victoriosa en Raw
Hoy tuvimos una lucha de puro orgullo latino. Angel Garza regresó al ring de Raw -con Miz y Morrison de acompañantes- para enfrentarse a Damien Priest, quién volvió a ser acompañado por el mismísimo Bad Bunny.
El conflicto y la historia entre el recién llegado de NXT, el reguetonero y Miz y Morrison comenzó en Royal Rumble pero se comenzó a desarrollar la semana pasada. Fue bueno ver que le dieran oportunidad a Garza para pelear otra vez mientras que los verdaderos heels observaban desde ringside. También fue divertido volver a ver a Bad Bunny, aunque hubiera sido mejor que hubiera participado más después de robar el maletín de MITB.
Quienes si intervinieron fueron Miz y Morrison, pero su participación después de recuperar el maletín ocasionó que los corrieran de ringside. Sin ellos en la esquina de Angel Garza, fue fácil para Damien Priest conseguir su segunda victoria en el roster principal.

Keith Lee gana una oportunidad por una lucha titular por el campeonato de los Estados Unidos
La semana pasada Riddle perdió una lucha titular por el cinturón de los Estados Unidos, pero esta noche buscó otra oportunidad para intentar conseguirlo. Su retador fue Keith Lee y ni toda su habilidad aérea y de llaves de rendición lograron dominar a su enorme rival.
Ya los habíamos visto a ambos pelear en el pasado, sobre todo en las semanas previas a Survivor Series. El combate prometía ser de los mejores de la noche y no decepcionaron. Keith y Riddle tienen estilos de lucha muy diferentes, pero se complementan bien. Los dos tenían posibilidades de ganar tanto físicas como en cuestiones de storyline, pero el Original Bro ya tuvo su oportunidad y ahora es el turno de Lee.
Puede que esta semana no lo parezca, sobre todo después de que Bobby Lashley saliera a golpear a los dos luchadores -lo cual le costó que agregaran a Riddle al combate titular-, pero el campeón de los Estados Unidos estará en problemas cuando se enfrente a Keith Lee (y Riddle) en Elimination Chamber.

Lana vuelve a enfrentarse a su peor enemigo
¿Se acuerdan cuándo creíamos que Lana podía defenderse? Todos esperábamos que una vez que ella regresara la veríamos mejor que nunca y hábil en el ring, pero todo era muy bueno para ser verdad.
Todo pintaba para que fuera una noche trágica; un combate de mesas contra Nia Jax debió traerle pésimos recuerdos y traumas de todas las veces que la campeona le hizo zambullidas samoanas en la mesa de transmisión. Hasta llevábamos una cuenta.
Parecía que la cuenta iba a subir, sobre todo cuando Lana se convirtió en la muñeca de trapo de Jax. Todos los counter moves y llaves que nos enseñó en Royal Rumble y en sus últimas apariciones antes de que despareciera no estuvieron presentes. Fue un milagro que el conteo no subió y en su lugar fue Nia la que por un descuido atravesó la mesa.

Por otro lado, Naomi y Shayna Baszler se enfrentaron una vez que sus compañeras finalizaron su combate. Y, a diferencia de la lucha anterior, esta fue recibida con los brazos abiertos de todos. No solo regresó Naomi, también vimos a Baszler combatir con alguien que sabemos le dará batalla y le ganará -sin que eso parezca un milagro. Y eso fue lo que pasó.

Randy Orton y Drew McIntyre vuelven a enfrentarse
Ya vimos a Randy Orton y Drew McIntyre tener muchos combates, con diferentes estipulaciones durante casi todo el año pasado. Nos dieron luchas memorables –Hell In A Cell– y todo apuntaba que no volveríamos verlos luchar en algún tiempo.
Cuando se anunció que tendrían una lucha de main event esta noche no pude evitar pensar “¿otra vez?”. Fuimos testigos de todo lo que esa rivalidad nos pudo ofrecer, necesitábamos un descanso de verlos juntos.
Para nuestra suerte, Sheamus decidió hacerse presente en ringside y sólo fue cuestión de tiempo antes de que se involucrara en el combate. Pero el plan del irlandés no le funcionó y cuando intentó atacar al campeón Randy Orton se atravesó y terminó recibiendo la patada.

Un comentario en «Raw: ya se pactaron los primeros combates de Elimination Chamber»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.